admin


Ver Trabajo

Posted on June 9, 2013

Ver Trabajo

Se el primero en que le agrade nuestro trabajo !!

El manual de helicopteros atuneros de Moggy – Introduccion

Una foto nostalgica: “Mi viejo chopper” – Un Hughes 500 que nunca me abandono

Las mejores cosas en la vida son salvajes y libres

“Manual atunero de Moggy “

Memorias de un Piloto de helicoptero Irlandes en barcos Taiwaneses y Koreanos
Pistas, tips, tecnicas, cuentos salvajos y buenos tiempos

A todos mis colegas atuneros y en memoria de muchos de ellos que no llegaron a sus casas…

Introduccion

Este manual debe su concepcion al llamado que he escuchado muchas veces en diferentes formas.
“Desearia que alguien escribiera un manual decente para aquellos que son primerizos!”

El “primerizo” siendo un termino usado para definir al que se esta adentrando en este campo, quien sin quererlo ha roto la regla que no ha sido escrita, o ejecutado un aterrizaje con el barco cabezeando en el punto mas alto.

Tambien he escuchado la frase “R22 virgen” o “perdido en el mar” o “150 horas de sueño” usados de la misma manera, indicando los recien graduados en R22 con ninguna o casi cero experiencia real de vuelo comercial.

Yo tambien fui un novato en R22, y muy orgulloso de haber obtenido mi comercial. Para el dia en que logre entrar a los atuneros, ya habia superado cuatro mil horas de vuelo, pero eso no me prevenia accidentalmente de perturbar algunos otros pilotos. Y conozco la frase “ese primerizo” desaparecio sobre las nubes.

Mi entrenamiento, si lo puedes llamar de esa manera, fue tipica, de una sola hora. Otro piloto se bajaba caminando del barco que yo me iba a embarcar con cara de disgusto, (tan solo despues de dos meses) y mi jefe necesitaba un piloto AHORA. Un dia estaba en Escocia con una propuesta de trabajo que tenia que esperar 6 semanas. A las tres de la mañana del dia siguiente recibi una llamada de una isla pequeña y remota en Guam, en el medio del Oceano Pacifico, diciendo: “Tu boleto esta en el aeropuerto, el barco atunero esta esperando, te necesitamos YA!”

Me fui en el largo vuelo transcontinental, a traves de Suberia y Japon, al aeropuerto en Guam, y me encontre sentado de un viejo helicoptero Bell 47. Despues de casi una hora de entrenamiento, fui pronunciado apto y preparado.

A ese punto ya el barco estaba navegando, casi unas 40 millas nauticas al sur de Guam. Me habian dicho, pon direccion sur, no la vas a perder. Yo pense que probablemente podia…

De igual manera me fui, en mi pequeña soledad y despues de investigar varios barcos, finalmente vi que en el barco que me encontraba iba navegando a full velocidad hacia el horizonte. Corriendo con el combustible justo, me encontre con mi futura casa y mi primer aterrizaje en el barco atunero, el barco a full velocidad fue una autoenseñanza. La tripulacion completa parecia estar toda parada observando la llegada de su nuevo piloto, y yo pienso cuales eran las apuestas.

Y eso… fue la suma total de mi “entrenamiento”. Yo no sabia nada, cero, zip!

Siendo mi primera vez en un barco y este se detenia en el mar, yo pensaba armando un rompecabezas por que todo el mundo estaba tan interesado en un arbol muerto flotando en el agua!

Eso era en los años noventa, y poco era lo que yo sabia que duraria cinco años volando en barcos atuneros Taiwaneses y Koreanos.

Eventualmente continue, vole ala fija y helicopteros para el departamento de policia de Arizona por tres años y medio, luego trabaje para una aeroabulancia y luego de eso fui al Golfo de Mexico haciendo vuelos costa afuera. Estuve trabajando ahi por un poco mas de cinco años.

Pienso que seguramente puedo decir que desde mis dias volando en barcos atuneros, bastante aire ha pasado a traves de mi rotor principal. He aprendido bastante, visto bastante y cometido suficientes errores.
He estado bien cerca de borrarme del mapa, y me he asustado muchisimas veces.

Sobre todas las cosas, evite desastres futuros por las anecdotas de muchos pilotos mas experimentados en el area atunera que yo. Que sin ningun egoismo compartieron algunas de sus experiencias ganadas de la manera dificil y dolorosa.

Y no, nunca he tenido un accidente “Toco madera” o el arbol o el bosque completo!. Nunca he siquiera rayado un helicoptero. Pero si yo nunca hubiese tenido ninguna ayuda, un consejo o algun mentor, seguramente estuviera bajo tierra.

Me he tropezado inocentemente en muchisimas situaciones donde…

Una luz de precausion… se encendia dentro de mi cerebro retardado, donde una pequeña voz me decia:

“Hey! Jimmy me habia dicho acerca de esta situacion! Aqui es donde tengo que tener precaucion! Cuidado aqui!”

Y es solo en esa vista que yo completamente me doy cuenta, que tan importante fueron aquellas sesiones de vuelo en un bar informal. Muchos de esos pilotos que he hablado son puras mulas mal humoradas y orgullosas. Tipicos pilotos atuneros, completamente anti-autoridades. Sin embarco, con una buena cerveza, en un sitio olvidado en la tierra en algun lugar de una isla tercer mundista, todos fueron capaces de hablar y admitir sus errores en el pasado, sus ciclos de aprendizaje, y el precio de sus errores. Siempre admire eso. Toma bastante para un ex piloto de un Cobra en Vietnam admitir que ha fallado en el area de los atuneros, y haberse estrellado.

Jim fue uno de ellos, quien cree que el Hughes 500 es la “unica maquina” que pudiera haber estado y sobrevivido sus accidentes a alta velocidad. Mal humorado, ocasionalmente adolorido, introvertido y facilmente temperamental, sin embarco respondio todas mis preguntas. Invirtio horas conmigo, y me enseño bastante. Duro en el exterior, me revelo mucho de su lado interior. Se preocupo, todo lo que tenias que hacer era preguntar. Jim fue un profesor con ganas, quien nunca busco una recompenza. Otro que estuvo bastante tiempo fue Bob, quien me enseño todo acerca de evitar que las palas pegaran cerca de un MICROBURST!

Yo siempre recordare a Bob por su preocupacion acerca de los incidentes con pajaros.

“Solia haber miles de millones de pajaros por estos lados”, el decia “Ahora son solo cientos de ellos. Por que el numero de pajaros esta bajando?”

El se preocuparia por el impacto de la sobre explotacion de los recursos del oceano, y estaba en defensa activa de la preservacion por el impacto que tienen las islas unidas las cuales controlan los derechos sobre una vasta porcion de una de las mas ricas areas pesqueras.

Ricky de Peru, un señor extraordinario, me contaba como era jugar a los submarinos con un Bell 47 y dos pilotos de Hughes 500 me contaron como flotando se invierten “de la mejor manera y lentamente”… Lo mismo no puede ser dicho por aquellos que aman la adrenalina…!

Este manual NO pretende ser exhaustivo, o completo, o LA manera de hacer las cosas. Un ejemplo es el tema de la tecnica para aterrizar en un barco, ya sea que este rolando o cabezeando. Otro ejemplo es el uso de las bombas, muchos pilotos niegan llevar explosivos en el helicoptero. Hay muchas y buenas historias de que sucede cuando ese pequeño cajon explota dentro del helicoptero durante el vuelo.

Muchos pilotos creen, pasionadamente, en diferentes cosas, pero en este manual por lo menos te da una idea de los argumentos a favor y en contra, por lo menos estaras mucho mejor preparado antes de salir en un barco atunero como piloto de helicoptero. Y sabras mas importante de todo que observar cuando salgas.

Hay una cantidad enorme de tiempo y esfuerzo invertido en este manual, y es un proceso continuo. Pero si salva la vida de un solo piloto, en algún lugar a lo largo de la línea, y si ese piloto un día me deja caer una nota de agradecimiento… entonces voy a ser más que recompensado. Ya tengo treinta y nueve años desde que fui por primera vez en solitario. Y por alguna razón, los helicópteros me dan una emoción maravillosa. Todo lo que necesitas es una tranquila mañana de vuelo, primero, y yo simplemente no puedo esperar para subir el colectivo y ponerme en marcha. Uno de estos días, supongo que podría crecer y dejar de disfrutar tanto…

Al leer este manual, les pido tener en cuenta que la mayor parte de lo escrito en la década de los noventa. Esos eran días emocionantes. Yo estaba fuera de volar para los atuneros en el 2000.

Ahora, en julio de 2009, como muchos de nosotros, viejos cazadores de atún miramos hacia atrás en la única diferencia de una década de caza intensiva, todo lo que puede hacer, y nos preocupamos.
Nos preocupa que la codicia, la falta de visión y un fracaso para la industria para autorregularse puede tener consecuencias devastadoras.

Para mí, que estoy dividido entre la emoción que sentía, la alegría de la aventura emocionante, el asombro que sentí cuando el estudio de la inmensidad del Océano Pacífico más cercana y personal, y una desesperación silenciosa. El Atún es un pez hermoso. Así, tan hermoso de ver. Ellos merecen ser capturados, como el hombre ha hecho durante miles y miles de años, con el respeto por la naturaleza, el respeto por la sostenibilidad y la gratitud por el gran don de los Océanos.

Ellos no merecen ser despiadadamente cazados hasta la extinción, y asesinados a sangre fría.
Como dice la Wikipedia, “el jurado está fuera ” sobre si el atún aleta amarilla está siendo cazado hoy de una manera sostenible. El atún de Listado y atún blanco aparentemente están haciéndolo bien. Pero ¿qué pasa con el rojo, que comanda miles de dólares por pez en exclusivos restaurantes japoneses, sólo porque está en peligro y son especies raras? ¿Qué clase de tonterías cínica es esa?

Hay muchos pilotos de helicópteros por ahí, y por su seguridad e información, los consejos sobre la supervivencia y la prevención de accidentes es tan actual hoy como lo fueron en los años noventa.

Pero lo que está cambiando lenta pero constantemente es la siguiente: a menos que la industria del atún y los países del Pacífico que controlan extensas zonas de pesca marítima consigan un acto junto para la conservación, se arriesgan a muchos de los que trabajamos en esto de la vieja escuela, como yo, se vuelvan enemigos vocales.

El atún es demasiado hermoso, demasiado valioso, que forma parte también del gran hábitat ecológico en el que todos tenemos que sobrevivir, para hacernos esperar y ver docenas y docenas de enormes buques de pesca nuevos de alta tecnología que se construyen cada año. Tiene que haber un control sobre esto.

¿La industria del atún está negociando la conservación y la sostenibilidad? ¿O es sólo hablar, hablar, y más tontería diseñada para poner una sonrisa en la del jefe?
Mientras que las empresas pesqueras compiten para hacer la matanza del último ejercicio, antes de que sea demasiado tarde?
El jurado… está fuera. Pero esto puede ser muy, muy feo muy pronto.

Vuela seguro, que Dios te acompañe, sin embargo tú lo percibes.

Los dejo con un vídeo de abajo, que-para mí-muestra que la mezcla de la emoción de la caza, y el asombro y la belleza de la naturaleza.

El hombre tiene que vivir en equilibrio con este recurso frágil y precioso, único y amenazado…

Last edited by admin on June 9, 2013, 12:54 pm


0 votes, average: 0.00 out of 50 votes, average: 0.00 out of 50 votes, average: 0.00 out of 50 votes, average: 0.00 out of 50 votes, average: 0.00 out of 5 (0 votes, average: 0.00 out of 5)
You need to be a registered member to rate this.
Loading…

Leave a Reply